22/08/2021
Actualidad

Seguimos sin entender que la mascarilla es el cinturón de seguridad

Institución - Fuente: redaccionmedica.com
Tipo de documento: Noticia

Una enfermera recuerda que no usar esta medida de protección puede causar la muerte a otras personas por culpa de la Covid.


No son obligatorias, pero pueden salvar muchas vidas. Bajo esta premisa, una enfermera ha lanzado un importante mensaje en Twitter para recordar la importancia del uso de las mascarillas y las vacunas en medio de la pandemia de Covid-19.


"Seguimos sin entender que la mascarilla es el cinturón de seguridad y la vacuna el airbag, pero que si seguimos circulando a 200 km/h podemos matarnos y matar a los demás en un accidente. Sobre todo cuando una nueva variante llena el suelo de hielo...", afirma en su tuit.


Elena Plaza Moreno, que es enfermera y docente, ha empleado este simil para concienciar a sus seguidores sobre la importancia de seguir usando las mascarillas —a pesar de que en exterior no son obligatorias desde el pasado mes de junio— y acudir a vacunarse para salvar vidas.


Seguimos sin entender que la mascarilla es el cinturón de seguridad y la vacuna el airbag, pero que si seguimos circulando a 200 km/h podemos matarnos y matar a los demás en un accidente. Sobre todo cuando una nueva variante llena el suelo de hielo...


Aunque su intención era la explicar de forma sencilla los beneficios de usar mascarilla y la importancia de la vacunación en medio de la pandemia provocada por el Covid-19, lo cierto es que Elena ha recibido como respuesta numerosas críticas.


Algunos se han limitado a contraponer su opinión y abrir un extenso debate en Twitter, pero otros han contestado con comentarios agresivos e incluso se han atrevido a lanzar amenazas.


"Tenemos que empezar a enseñarle a la gente que no se puede decir de todo en redes. Muchos otros no han estado de acuerdo con el tuit, y es normal, pero no perdieron el respeto", explica a Redacción Médica.


Ante la gravedad de las palabras recibidas, Elena se ha visto obligada a denunciar a Twitter los mensajes. "La gente está fatal de la cabeza. El problema es que la gente no denuncia y parece ser, como tuiteé ayer, que funciona bastante bien", asegura.


En total, fueron dos denuncias las que Elena interpuso a la red social. "Denuncié a dos. A uno le han eliminado el tuit. Y la otra (que ya no me acuerdo qué barbaridad dijo, porque no hice captura), le han cerrado la cuenta."


Con estas palabras, Elena quiere también animar a otros usuarios de Twitter a no tolerar cualquier tipo de comentario, demostrando que las denuncias sirven para algo.


Sin embargo, no todo han sido malas palabras. Son numerosos los mensajes de apoyo que Elena ha recibido en su símil automovilístico. Algunos incluso han seguido su idea para añadir comparaciones con las señales de tráfico o los pasos de peatones.


Origen de la información: