13/09/2021
Actualidad

"Tenemos una nueva opción de vacuna para los inmunocomprometidos: pinchazo protegidos 12 meses"

Institución - Fuente: diariomedico.com
Tipo de documento: Noticia

Ricardo R. Suárez en España, presidente de la filial española de AstraZeneca, desgrana la relación con la UE y otros Gobiernos, así como los avances en una combinación de anticuerpo de acción prolongada.


Poco más de un año lleva Ricardo R. Suárez en España. El actual presidente de la filial española de AstraZeneca aterrizó en medio de una pandemia mundial y ha tenido que lidiar con todos los obstáculos que eso ha supuesto. Sin perder el foco en su misión –"teníamos que asegurar la provisión de vacunas al Gobierno español"-, asegura que ha sido un aprendizaje muy enriquecedor: "Siento orgullo de todo lo que vamos consiguiendo", y confía en que el tiempo y la Ciencia ponga cada cosa en su sitio.


Pregunta: Ahora que ya ha finalizado la batalla legal en Europa, ¿cuál es la versión de los hechos desde la compañía? ¿Desde la filial española?


Respuesta: Es importante empezar por el orgullo que sentimos en este momento, sabiendo todo lo que ha pasado hasta este momento, este año y medio enfrentándonos a una pandemia, estamos tan orgullosos del trabajo que se ha hecho... No sólo en España, también en Europa y el mundo. Hemos entregado más de 1.200 millones de dosis en el mundo, y sólo en España a finales de agosto 16,5 millones. Seguimos comprometidos con el cumplimiento de las dosis pactadas. Estamos satisfechos con el acuerdo llegado con la UE y trabajamos con ellos para asegurar la entrega de los 300 millones de dosis. Esta vez sí hay fechas muy concretas de cada trimestre, que forman parte del acuerdo y con eso vamos a seguir trabajando sin descanso para ser un buen socio, pero no sólo con España y Europa, también a nivel mundial. Estamos orgullosos de nuestra contribución con una vacuna accesible a todo el mundo y sin ánimo de lucro.


P: Durante estos meses atrás ha habido intercambios de documentación muy duros entre la compañía y la UE. ¿Cuál es vuestra visión de aquel momento tan tenso, del choque político?


R: Resulta difícil tener una versión desde el punto de vista del CEO de España, porque yo no estaba involucrado en esas conversaciones. Nosotros asegurábamos junto al Gobierno de España alcanzar el compromiso que teníamos con la entrega de 32,5 millones de dosis. Recuerdo jornadas de intenso trabajo sin descanso junto a los distintos equipos de la compañía todas las semanas, contando cuántas vacunas iban a llegar para poder confirmar en tiempo real la cuantía y que la ministra pudiera cumplir con su plan estratégico de vacunación. En España, nuestra vacuna es la segunda más entregada y más de cinco millones de personas tienen la pauta completa gracias a los más de 10 millones de dosis entregadas. Si pensamos en cómo empezó la historia, si se iba a usar o no... Sí se ha empleado y en los profesionales esenciales: ramas sanitarias, policías, bomberos, profesorado... Colectivos sin los que no puede funcionar un país. Eso es un orgullo.


P: Ha mencionado que su vacuna es sin ánimo de lucro, pero ¿qué es exactamente esto?


R: A veces usamos esta expresión, pero no la ponemos en valor, no detallamos qué significa con exactitud. Resulta sencillo: cuando nosotros alcanzamos nuestro acuerdo con Oxford firmamos que no íbamos a sacar beneficio de la vacuna. Porque el rol de la compañía, de nuestro CEO, es que nosotros nos convertíamos en una compañía de vacunas cuando nunca habíamos desarrollado una. Íbamos a trabajar con la Universidad de Oxford, ellos ponían de su parte la Ciencia, y nosotros nuestros recursos de operaciones, de suministro y el compromiso de fabricarla sin beneficio. Tenemos que cobrar a través de los acuerdos con los países individuales (adquiridos mediante la Comisión Europea) el costo de la vacuna, que es la suma de los ingredientes activos, la fabricación de la fórmula y el suministro-logística. AstraZeneca al final del proceso no extrae beneficio alguno. Todo se hace con transparencia.


Ampliación de la información: