18/08/2021
Actualidad

Los servicios de UCI, en alerta pese al descenso de contagios de Covid-19

Institución - Fuente: consalud.es
Tipo de documento: Noticia

Desde la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias instan a "no bajar la guardia" y "seguir vigilantes ante una posible saturación de las unidades o necesidades de ampliación".


Los casos diarios de Covid-19 llevan semanas descendiendo, lo que puede anticipar que lo peor de la quinta ola de contagios ha pasado. Sin embargo, pese a que la incidencia acumulada baja con celeridad cada día, los sistemas sanitarios siguen tensionados debido a que la ocupación hospitalaria aún se mantiene alta. Igualmente, preocupa que la cifra de fallecidos tampoco se rebaje.


Según los últimos datos publicados por el Ministerio de Sanidad, actualmente hay 8.819 pacientes hospitalizados en España con Covid-19, dejando una ocupación de las camas hospitalarias en un 7,53%. Sin embargo, hay 1.861 personas con coronavirus en UCI, ocupando un 20,28% de las camas de cuidados intensivos.


Por comunidades y ciudades autónomas, aún hay ocho territorios en las que se supera el 20% de ocupación de camas UCI con pacientes Covid-19: Cataluña (42,5%), Comunidad de Madrid (32,07%), Baleares (25,71%), Aragón (24,32%), Ceuta (23,53%), Navarra (22,13%), Canarias (20,93%), y País Vasco (20,16%).


Estas circunstancias están siendo seguidas, de primera mano, por los servicios de Medicina Intensiva de las comunidades autónomas y las sociedades científicas. Desde la Sociedad Española de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (Semicyuc) han valorado para ConSalud.es esta situación, reclamando que se siga en alerta.


Desde la Semicyuc califican de "buena noticia" que los nuevos contagios estén remitiendo "porque quiere decir que menos pacientes necesitarán una cama de UCI". No obstante, advierten que "el perfil de los pacientes críticos por coronavirus en las últimas olas en España es el de personas que necesitan mayores estancias en UCI". Esto se debe a que "los tratamientos actuales han permitido mejorar el resultado y la tasa de mortalidad".


En este sentido, subrayan que por ese motivo "la rotación de camas no es tan alta", de forma que no se reduce de forma tan rápida la ocupación de camas. "Esto obliga a que los servicios de Medicina Intensiva no podamos bajar la guardia y debamos seguir vigilantes ante una posible saturación de las unidades o necesidades de ampliación", insisten fuentes de la Semicyuc.


SANIDAD PIDE PRUDENCIA. En la misma línea se ha expresado el Ministerio de Sanidad al valorar los datos epidemiológicos en el Consejo Interterritorial del SNS que ha reunido a la ministra Carolina Darias con los consejeros autonómicos. En este nuevo encuentro se puso de manifiesto que el pico de la última ola de contagios se alcanzó en la última semana de julio y que desde entonces "se observa un descenso estable y progresivo del número de casos notificados diariamente".


Se observa así una "evolución descendente" que invita a estar en un panorama "favorable". Sin embargo, recuerdan que "las incidencias siguen siendo altas, lo que conlleva ocupaciones elevadas tanto en hospitalización general (7,5%) como en Unidades de Cuidados Intensivos (20,2%)". Aún así, con respecto a estos datos también se ha observado "un suave descenso respecto a la semana pasada".


Pese a ello y aunque la campaña de vacunación se sitúa en cotas altas de inmunización, desde Sanidad consideran que "la incidencia observada es todavía muy alta", por lo que resaltan que "la prudencia y la responsabilidad, tanto comunitaria como individual, sigue siendo clave, en la situación actual para terminar de descender a niveles de incidencia aceptables".