20/1/2022
Actualidad

Sanidad advierte del peligro de 'gripalizar' Ómicron por su contagiosidad

Institución - Fuente: redaccionmedica.com
Tipo de documento: Noticia

Un documento ministerial explica que puede comprometer al SNS por explosión de casos y evasión inmunológica.


A pesar de que el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha defendido que se empiece a preparar la gestión de la pandemia de coronavirus como una enfermedad endémica, el Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (Ccaes) alerta de los peligros de tratar el Covid-19 como una gripe común. Tanto es así que, en la última actualización publicada sobre la situación de España respecto a Ómicron, el organismo del Ministerio de Sanidad adiverte de que la combinación de mayor riesgo de contagiosidad y evasión inmunológica de esta variante del SARS-CoV-2 podría comprometer la presión sobre el Sistema Nacional de Salud (SNS).


Según la evaluación del riesgo de esta variante para España realizada por el centro dirigido por Fernando Simón, para la que se han seguido los criterios metodológicos propuestos por el ECDC teniendo en cuenta tanto la probabilidad de transmisión como el impacto de la enfermedad, la situación actual en nuestro país la incidencia es de "muy alta transmisión comunitaria", con más de 3.000 casos por 100.000 habitantes en los últimos 14 días. También se considera "muy alto" el riesgo de diseminación de esta variante, de la que se ha observado un "crecimiento exponencial".


"Si bien parece consolidarse la evidencia de una gravedad reducida de Ómicron en relación con Delta, la combinación de mayor riesgo de transmisión y evasión inmunológica de Ómicron significa que cualquier ventaja en la reducción de la hospitalización y fallecimientos podría potencialmente superarse por mayores tasas de infección en la comunidad", explica el Ccaes, que considera que, por ello, el impacto es también "muy alto".


Los datos sobre la gravedad de los casos, incluida la hospitalización, la necesidad de oxígeno, la ventilación mecánica o los fallecimientos, a nivel mundial, ha mejorado, según el Ministerio, la comprensión del impacto de Ómicron. En este sentido, el Ccaes sostiene que varias fuentes de datos sobre la variante sugieren que el riesgo de hospitalización y la necesidad de ventilación mecánica son "inferiores" a los de la variante Delta.


Es por ello que, según reza el escrito, se esté observando una divergencia entre el número de casos y las hospitalizaciones en muchos países, con una "menor incidencia de hospitalización proporcional a la observada con otras variantes". Sin embargo, debido a los altos niveles de transmisión comunitaria, también se están observando aumentos significativos de hospitalización, enfermedad grave y fallecimientos, con la consiguiente presión sobre el sistema sanitario.