La necesidad de compartir muchas horas sin la opción de "salir para poder evadirnos", crea una serie de situaciones de relación interpersonal que pueden llegar a ser "conflictivas". Si sumamos la demanda de atención que suponen los hijos en casa, dichas situaciones pueden llegar a ser difíciles de manejar.

  • Nuestros pequeños están en casaSin entender del todo esta situación, toda su inquietud y vitalidad pueden hacer algo más difíciles estos días.
  • El malestar psicológicoEs necesario prevenir el malestar psicológico de los miembros de la familia frente a la situación de aislamiento. Tener el hogar como único entorno puede crear ansiedad, y conflictos.

Aqui encontrarás información de interés para darte apoyo en el ámbito emocional