Quirónprevención | Prevención de riesgos laborales

¿Es eficaz la figura del Recurso Preventivo en procesos con riesgos especiales?¿Es eficaz la figura del Recurso Preventivo en procesos con riesgos especiales?

¿Es eficaz la figura del Recurso Preventivo en procesos con riesgos especiales?

Al hacerme esta pregunta, me resulta bastante fácil caer en la tentación de hacer un examen de la que, en mi opinión, es la peor norma de prevención de todas las que conozco. Por si alguien no lo sospecha, me refiero al artículo 32 bis de la Ley 54/2003 y a su desarrollo reglamentario. En mi opinión, y analizando este artículo, es muy difícil que la presencia del recurso preventivo sea una medida eficaz, tanto por la dificultad de aplicación de dicha norma, como por otros factores que la caracterizan.

Sin embargo, partiendo de la condición de que las normas se tienen que aplicar, y por tanto la presencia del recurso preventivo es necesaria en los casos que en ellas se indican a analizar si es eficaz esta figura en procesos que reglamentariamente sean considerados como peligrosos o con riesgos especiales.

En prevención de riesgos laborales el error es muy evidente y, por el contrario, el acierto o el hacer las cosas bien en muchas ocasiones no se aprecia y atribuye simplemente a causas como "haber tenido suerte", etc.

Entonces, según lo anterior, resulta fácil medir la no eficacia de una medida preventiva; es decir, cuando un accidente ocurre habría sido porque una medida preventiva o varias no han resultado eficaces (porque no eran suficientes, no eran las adecuadas, porque alguien no las llevó a cabo, etc.). Sin embargo, cuando un accidente no ocurre lo normal es que nadie se plantee que las medidas preventivas están funcionando y que, por tanto, son eficaces.

A la hora de valorar la eficacia de una medida preventiva como es la presencia de recurso preventivo en actividades o procesos que reglamentariamente sean considerados como peligrosos o con riesgos especiales, la situación se complica más, ya que el recurso preventivo es una medida preventiva complementaria: se trata de que una persona que tiene que vigilar que otras medidas preventivas tienen que funcionar. Entonces, ¿cómo medimos si el recurso preventivo es eficaz?. En mi opinión es imposible, ya que si las medidas preventivas propuestas están funcionando, no podremos saber si el recurso preventivo es eficaz o no. Como explicamos antes, si ocurre un accidente estará claro que tanto las medidas preventivas propuestas para el riesgo, como la presencia de recurso preventivo para vigilarlas no han sido eficaces.

Hace ya un tiempo, tuve la desafortunada misión de hacer la investigación de un accidente de trabajo, el cual fue debido a una caída de altura, en la que el trabajador no utilizó correctamente un sistema anticaídas. Los trabajos en altura están dentro de los definidos como actividades o procesos reglamentariamente considerados como peligrosos o con riesgo especial y, por tanto, es necesaria la presencia de recurso preventivo. En el centro de trabajo donde ocurrió el accidente estaba presente el recurso preventivo, correctamente nombrado, con su formación mínima de nivel básico y, por supuesto, con "los conocimientos, la cualificación y la experiencia necesaria en trabajos en altura". Sin embargo, esta persona no podía ejercer su labor de vigilancia con plena dedicación ya que tenía que realizar simultáneamente otras tareas (aunque la misma norma deja muy claro que la ubicación de las personas que sean recurso preventivo deberá permitirles el cumplimiento de sus funciones habituales, y además la ITSS aclara esto indicando que el recurso preventivo podrá realizar otras funciones, siempre que la labor de vigilancia prevalezca sobre las demás). Si el accidente se produjo es evidente que en este caso las medidas preventivas propuestas para controlar el riesgo de caída de altura no funcionaron, y que la presencia del recurso preventivo tampoco sirvió para evitar el siniestro.

La dificultad de la aplicación de las normas, a veces, lleva a las empresas a hacer un cumplimiento formal de las mismas; es decir, pueden demostrar un cumplimiento teórico de las mismas, pero en la realidad no es un cumplimiento real o efectivo.

Independientemente de que cuestionemos si el recurso preventivo es una medida eficaz o no, lo que está claro es que un cumplimiento formal de la norma no garantiza su eficacia. Si en lugar de hacer un cumplimento formal de la norma se hiciera un cumplimiento real de la misma, ¿sería eficaz la figura del recurso preventivo en procesos con riesgos especiales? Pues sí, seguramente sería más eficaz.

Si el recurso preventivo es un trabajador dedicado exclusivamente a vigilar los trabajos que hacen necesaria su presencia, sin tener un vínculo con la empresa, con la formación necesaria y experiencia en los trabajos que vigila, puede hacer una correcta vigilancia y, por tanto, en este caso la presencia de recurso preventivo será una medida eficaz.

Desde mi experiencia, la conclusión es que la presencia de un recurso preventivo de una empresa, llevada a cabo mediante personal propio (en cualquiera de las modalidades que regula la norma), básicamente solo permite hacer un cumplimiento formal de la norma, y difícilmente será eficaz. En cambio, si la presencia de recurso preventivo es llevada a cabo por personal técnico de un Servicio de Prevención Ajeno (en la modalidad de miembro de un servicio de prevención ajeno concertado por la empresa), este será un técnico formado, con experiencia, conocedor de las medidas preventivas que tiene que vigilar y podrá detectar cuando éstas son insuficientes o cuando se aplican mal para corregirlas. En este caso la presencia del recurso preventivo sí que será eficaz, y probablemente, eficiente.

Suscríbete a nuestro blog para estar al día en Seguridad y Salud laboral. Te enviaremos un newsletter mensual con lo más interesante de Prevenidos

Comentarios
  • Sesgado
    23 junio 2016a las 12:55

    El último párrafo es una visión muy sesgada siendo ustedes un Servicio de Prevención Ajeno. Decir que la vigilancia de una persona de un Servicio de Prevención Ajeno sería mejor que la de personal propio es evidentemente demasiado subjetiva, cuando la experiencia dice que un Servicio de Prevención Ajeno se limita a realizar los demás trabajos de manera "muy justita" y cumpliendo estrictamente con el papel propiamente dicho.
    Aludiendo a algo parecido, quizás las leyes deberían endurecerse un poco más en la responsabilidad de los Servicios de Prevención Ajenos dándoles una mayor responsabilidad, que a día de hoy carecen de la misma, y se limitan a cobrar por realizar unos servicios mínmos que muchas veces ni cumplen.
    Muchas veces es mejor mirarse el propio ombligo antes de mirar el de los demás.

    Prevenidos
    28 junio 2016a las 13:13

    Hola.
    Como has visto el último párrafo comienza "Desde mi experiencia…", quiere decir que a partir de este punto relato algo que es particular mío, no del Servicio de Prevención para el que trabajo. En mi experiencia se incluye, entre otros muy similares, el caso al que me refiero unos párrafos más arriba, relativo a un accidente mortal, en la que había un Recurso Preventivo que ni siquiera sabía que lo era, y tampoco sabía que era un sistema anticaídas, además de otros muchos desconocimientos sobre trabajos en altura.


    La literatura no es lo mío, y tal vez no me haya explicado bien, lo vuelvo a intentar: lo que quiero decir, es que la independencia del recurso preventivo, la cual se produce cuando éste es un trabajador de un servicio de prevención ajeno (al menos en el que yo desempeño mis funciones), garantiza que el cumplimiento de la norma no se haga de una manera formal si no de un forma real, entre otras cosas porque el trabajador del servicio de prevención ajeno es conocedor de sus responsabilidades. Cuando el trabajador que es nombrado como recurso preventivo pertenece a la empresa que necesita su presencia (en cualquiera de las modalidades permitidas por la norma) quizás tendrá dificultades en ejercer sus funciones como tal (aunque sea trabajador del servicio de prevención propio) porque en muchas ocasiones, y creo que esto es conocido por todos, desgraciadamente las tareas de producción primarán sobre la prevención.
    Saludos.

  • 23 junio 2016a las 17:19

    Manuel, si la presencia de recurso preventivo es llevada a cabo por personal técnico de un Servicio de Prevención Propio, ¿éste no será necesariamente un técnico formado, con experiencia, conocedor de las medidas preventivas que tiene que vigilar y que pueda detectar cuando éstas son insuficientes o cuando se aplican mal para corregirlas, y sí lo será cuando el Servicio de Prevención sea Ajeno?

    Prevenidos
    28 junio 2016a las 13:14

    Hola Florenci.
    Totalmente de acuerdo contigo. En mi opinión, la persona que es Recurso Preventivo, si cuando está ejerciendo como tal, tiene como única función la correspondiente a Recurso Preventivo, independientemente de cómo se lleve a cabo la presencia de este Recurso Preventivo (trabajador designado, trabajador del servicio de prevención propio, o trabajador del servicio de prevención ajeno, incluso trabajador asignado (según el CT 83/2010 de la ITSS)), podrá ser eficaz, siempre que se garantice que su labor prima sobre las demás. Lo que intenté decir en el post, es que como ocurre de forma frecuente, cuando un nombramiento de Recurso Preventivo responde a un cumplimiento formal de la norma, es difícil que la persona nombrada como tal pueda llevar a cabo sus funciones como Recurso Preventivo, porque en muchos casos no tendrá los conocimientos preventivos necesarios y sobre todo porque estará dedicándose a tareas productivas, que probablemente prevalezcan sobre las tareas de vigilancia.Saludos.

  • 7 septiembre 2016a las 22:17

    La verdad es que cada caso es un mundo, eso está claro, daré no obstante mi opinión, si es que pudiera aportar algo nuevo. Para mí cuestionarse la eficacia del recurso preventivo es tanto como cuestionarse la eficacia del técnico de PRL en obra o del coordinador o incluso del servicio de prevención ajeno, me explico…

    Soy técnico de PRL en obra desde hace más de 12 años (desgraciadamente en paro desde hace un par de semanas) y en ese tiempo comprenderéis que he visto de todo, seguro que como todos ustedes, respecto a obra desarrollaré mi comentario.

    He visto coordinadores que me sugerían que era "demasiado estricto" con respecto a llevar a cabo las medidas preventivas expuestas en el plan de seguridad y salud (propuestas por mi como redactor y aprobadas por él como coordinador), "si somos tan estrictos no se puede hacer obra" me decían, en este caso es evidente que la figura del Coordinador no es efectiva toda vez que aprueba unas medidas que posteriormente le parecen excesivas, pero sin modificarlas en un anexo ni exponer que otras sí lo serían para poder implantarlas, sino simplemente solicitando veladamente que se haga "la vista gorda" en casos puntuales.

    En otro caso, en UTE con otra empresa, me llegó a decir el técnico PRL del socio que desde su experiencia "la formación según convenio no era necesaria para el operador de grúa torre si poseía el carné de grúa torre", equivocando a todas luces la formación pura y dura de PRL (según art. 19 de la Ley 31/1995) con la formación y cualificación de uso y manejo exigida por otra normativa distinta. Dado que ambas son complementarias y obligatorias sin que puedan convalidarse, la figura del compañero técnico PRL del socio no era efectiva en este caso, siempre a mi entender, toda vez que desconocía la norma y daba por bueno un nivel de formación inferior al exigido por ley sin más justificación que una experiencia que no justifica a su vez la disminución de la formación recibida.

    Por último la figura del servicio de prevención ajeno también puede ser ineficaz toda vez que he vivido en alguna ocasión que te remiten los documentos pertinentes (evaluación de riesgos, plan de prevención…) sin siquiera hacer una visita al centro de trabajo para conocer la realidad del mismo, sino a partir de las indicaciones de la empresa y los formatos "tipo" de dicho servicio de prevención ajeno. Es decir, como dices en el artículo "hacer un cumplimiento formal" o cubrir el expediente, dicho de otro modo "si te viene una inspección libras presentando estos papeles y fuera… son 10.000". Coincidirás conmigo que algunos servicios de prevención ajenos actúan de esta manera.

    Por tanto, estoy de acuerdo en que en ocasiones puede ser ineficaz la figura del recurso preventivo, pero no por la naturaleza de la misma figura o que la empresa por la que esté dado de alta sea una u otra, sino (al igual que en los casos antes expuestos de coordinador, técnico PRL o SPA) porque se incumplan funciones.

    Creo que en el caso de los recursos preventivos las causas de ineficacia pueden ser que se incumplan algunos preceptos como:

    – El de formación, no solo del curso básico de PRL sino de las tareas y trabajos que se van a ejecutar y las medidas preventivas a aplicar (y por las que él tiene que velar).
    – El de dotar al recurso preventivo de los medios necesarios para su labor como pueden ser check list para velar que se cumplen los preceptos preventivos, o el permiso de entrada en el caso de espacios confinados, etc.
    – El que, como se explica en el artículo, pretender cubrir el expediente nombrando a alguien cuya labor (o principal labor) no es la de recurso preventivo, sino otra, "y ya que estás por allí y tienes el curso básico te nombro recurso preventivo y cubro el expediente", aunque en realidad no es así y, de ocurrir un accidente, entiendo que se debería tener en cuenta que es el empresario el que no ha cumplido su responsabilidad al no dotar realmente al tajo de recurso preventivo ya que si dicho recurso preventivo en realidad dejara de hacer las otras labores encomendadas por realizar correctamente su labor como recurso preventivo sería amonestado o incluso despedido.
    – Que el encargado de la contrata o el personal de la subcontrata obvien su obligación (inherente a todo el personal de la obra) de cumplir y hacer cumplir las normas de PRL e incluso pretendan presionar para que se haga la vista gorda en aras de aumentar la producción y el recurso preventivo no mantenga una actitud firme respecto a su obligación informando al superior competente o que este no le de cobertura a a información del recurso preventivo respecto de la actitud del encargado o personal de la subcontrata.

    En definitiva, independientemente de a que empresa pertenezca el recurso preventivo a mi entender si no se incumplen los puntos anteriores tienes muchas posibilidades de que sea eficaz dicha figura.

    Por otro lado estoy en total desacuerdo en que es imposible medir si es eficaz la presencia del recurso preventivo toda vez que algún superior competente (técnico PRL, jefe de producción, jefe de obra o incluso si me apuran coordinador de seguridad y salud) debe visitar la obra y comprobar que el recurso preventivo cumple con su labor, por lo tanto no entiendo que la única forma de medir la eficacia del recurso preventivo sea si se tiene o no un accidente como se expone en el artículo, ya que puede no haber un accidente y detectar que el recurso preventivo no está cumpliendo con sus obligaciones, pero claro para ello alguien superior jerárquicamente debe hacer su labor de inspección en obra.
    En el caso práctico que expones respecto al accidente de caída en altura coincidirás conmigo que, toda vez que el recurso preventivo tenía como tarea (o al menos como tarea principal) otra distinta a la de vigilancia tenemos en la teoría un recurso preventivo pero en la práctica no se tiene recurso en ese tajo, por tanto lo que falla no es la presencia del recurso preventivo o la eficacia de la figura puesto que esta era inexistente en la práctica, sería tanto como nombrarlo pero obligarlo a que se quede a más de 1 kilómetro del tajo. Lo ineficaz no sería, como digo, la figura del recurso preventivo (que nombrado y puesto en tajo correctamente sí hubiera sido efectivo) sino la errónea interpretación del responsable queriendo cubrir expediente (frente a una inspección o similar) y la aceptación del recurso preventivo y no poner en conocimiento del responsable que corresponda su "no presencia", lo que falla es por tanto mala praxis y no la figura en si del recurso preventivo o que la empresa a la que pertenezca sea una u otra.

    No entiendo que se justifique en el artículo como "dificultad de la aplicación de las normas" cuando en realidad es, en mi opinión, querer cubrir el expediente por parte del empresario (lo que llamas un cumplimiento formal), o peor, tener un cabeza de turco en caso de accidente justificando que "ha cumplido con la ley nombrando al recurso preventivo" que en algún caso también se da. Si el recurso preventivo hace además otros trabajos tenemos a un trabajador que vale por dos, es decir, la razón no sería la dificultad de la aplicación de las normas (que se solventaría de manera tan fácil como ordenar que no haga otros trabajos, y se acabó la dificultad) sino querer reducir costes nombrando como recurso preventivo a un trabajador que no va a hacer dichas funciones sino otras comunes de ejecución. Independientemente de que el trabajador pwertenezca a la propia empresa o a un servicio de prevención ajeno o a quien sea si tiene como única labor la de recurso preventivo estaremos cerca de que cumpla con su obligación, es por tanto la causa económica la "culpable" a mi entender y no la empresa que dé de alta al recurso preventivo. Aprovecho para recordar que la reducción de costes no puede ser justificación para reducir las medidas de prevención, una razón más para señalar al empresario como responsable de que el recurso preventivo no haga sus labores propias en el caso práctico que expones frente a una dificultad de cumplir la norma.

    Por tanto respecto a la pregunta que haces de "si en lugar de hacer un cumplimento formal de la norma se hiciera un cumplimiento real de la misma, ¿sería eficaz la figura del recurso preventivo en procesos con riesgos especiales?" yo contesto rotundamente que sí siempre que se cumpla lo aquí expuesto y teniendo en cuenta que si no es así lo ineficaz no es la figura del recurso preventivo ni la empresa a la que pertenezca, sino la gestión de la empresa en cuestión permitiendo, ordenando o no detectando que el recurso realice correctamente sus funciones o que realice otras, pero en todo caso independientemente de que el recurso preventivo sea o no de la empresa.
    Todo esto expuesto desde mi experiencia claro, yo he tenido recursos preventivos que han hecho bien su trabajo y otros que no, independientemente de que hayan sido dados de alta por la contrata o por el servicio de prevención ajeno.

    Estoy de acuerdo contigo en que el recurso preventivo debe ser una persona formada, con experiencia y conocedora de las medidas preventivas que tiene que vigilar pero también tengo que estar en desacuerdo que sea una premisa obligatoria el que sea un técnico si entendemos como tal una persona con formación universitaria técnica (según definición de técnico competente), aunque indudablemente cuanta más formación mejor, claro está.

    Por último indicar que mi única motivación para el presente comentario es mi opinión personal y el debate que a buen seguro es enriquecedor en todos los casos (al menos para mí) esperando en todo caso seguir leyendo tus futuros artículos.

    Un saludo.

    Prevenidos
    8 septiembre 2016a las 13:31

    Hola Antonio, gracias por tus comentarios y opiniones ;). Un saludo.

Insertar comentario
Comentario enviado con éxito. Gracias por su participación.

Blog - Comentario de blog

No será visible por otros visitantes del portal
Comentario:
Los campos obligatorios se encuentran marcados con un asterisco (*)

Sobre el autor

  • Manuel Ángel Bravo BravoManuel Ángel Bravo Bravo

    Manuel Ángel es coordinador de Área de Seguridad de la Dirección Regional de Castilla

Archivo del blog